¿Qué entendemos por Calidad ?

por | Feb 13, 2017 | Noticias | 0 Comentarios

Ya hemos hablado sobre la importancia de la implementación de un departamento o área de calidad al interior de una empresa a la hora de sustentar el orden y seguimiento de los diferentes procesos que se llevan a cabo dentro de la organización, junto a las ventajas que otorga tener una carta en la mano como lo puede ser contar con un área de calidad eficiente frente a las demás empresas y clientes. Sin embargo, el proceso de creación y funcionamiento de un departamento como éste implica un trabajo y orden constante, por ello, hemos conversado con el jefe del Área de Calidad de ACL, Jorge Barahona para saber cómo fue el proceso de creación y funcionamiento de esta área al interior de la empresa.La historia del departamento de calidad en ACL surge como suele ocurrir en las empresas familiares. Dado el desarrollo y crecimiento de la organización, era clara la necesidad de contar con alguien que pudiera procurar continuidad y consistencia en los procesos requeridos por la Norma y no frenar el crecimiento de la empresa a causa de un mal funcionamiento o algún descuido. Pero el asunto no era fácil, pues en un principio, el control de calidad estaba sujeto a la persona de turno, “no se contaba con personal dedicado a este tema, era una persona de otra área, que, además de cumplir sus roles determinados, debía adicionalmente revisar la correcta implementación del Sistema. Y desde una función adicional fue creciendo hasta convertirse en un departamento particular de calidad”, relata Jorge. A medida que la empresa continuó su crecimiento, surgió la inquietud por gestionar un departamento de calidad, formalizado y con personal constante y capacitado en pos de aprovechar al máximo todas las ventajas que ofrece este tipo de departamento. Sin embargo, alcanzar un área profesionalizada no fue un asunto de resolución e implementación inmediata: “nos certificamos en el 2005 bajo la norma ISO 9001 y se creó un cargo de calidad, propiamente tal, y dedicado al área en el 2011” añade el jefe del departamento.Por otro lado, no sólo importa la creación de un departamento de calidad, sino que además es crucial lograr darle el mejor enfoque acorde a las necesidades tanto de los procesos formales (por ejemplo) como aquellas necesidades internas que posee la empresa misma, y para ello es preciso poseer claridad y una estrategia de funcionamiento competente con el tema. Actualmente, y ya con la experiencia de cinco años, la empresa cuenta con un equipo centrado en el Área de Calidad, el cual consta de la Jefatura junto a una Analista de Calidad, quien se encarga de realizar el seguimiento de los procesos; todo esto alineado con Gerencia General, principal impulsora de la gestión por la calidad de la empresa. Aunque sea un departamento específico, debe trabajar alineado con toda la organización, por ello el Área de calidad no solo está conformada por el equipo principal, sino que también cuenta con una serie de personas que no poseen un cargo asociado a calidad, pero que sí implican grandes aportes al área, como lo son los auditores o los Dueños de Proceso. En resumidas cuentas, el departamento consta de la Jefatura y la Analista de Calidad, pero a nivel empresa, todos son partícipes y tienen responsabilidad.

El enfoque que posee el Área de Calidad de ACL se centra en conjugar de la mejor forma el aprendizaje personal junto a una adecuada implementación, en concordancia con las necesidades que surgen a medida que crece la empresa. Para Jorge, la clave es la coordinación del trabajo: “es necesario que cada persona a cargo de temas de calidad debe saber, en base a la cultura organizacional, cómo conjugar la cultura organizacional de cada organización con el sistema de calidad, y cuando eso se logra y se mantiene una continuidad en el tiempo, puede funcionar perfectamente, (…). No es como un chaleco de talla estándar que a todas las empresas les vaya a servir, sino que se tiene que tener un enfoque de recursos humanos y saber llevarlo a la realidad de la empresa”. Así, se procura mantener los estándares necesarios para un óptimo trabajo, junto a un desarrollo constante y ordenado, aspecto fundamental a la hora de seguir cosechando frutos.

Si deseas saber más del área de calidad dentro de las empresas o de temas de tecnología, te invitamos a seguir leyendo nuestro blog o a escribirnos a través de info@acl.cl o mediante nuestras redes sociales.

ENVIANOS UN MeNsaJe

14 + 14 =